emprendedorismo, redes sociales, social media, transformación digital

Venta online en tiempos de pandemia

La pandemia producida por el Covid 19, hizo que quienes comercializaban productos en locales con vidriera a la calle, tuvieran que actuar rápidamente ante la contingencia y comenzar a vender esos productos por el medio digital, es decir a través de las redes sociales y páginas web.

 

Contrariamente, quienes ya hacían uso del medio digital para la comercialización de sus productos desde antes de la cuarentena producida por la pandemia, no sufrieron mayores complicaciones. Sin embargo se vieron en la dificultad de conseguir sus productos de los mayoristas (fabricas) y de repartirlos, es decir, la logística y sus tiempos se vieron afectados. Además, ahora se enfrentan a nuevos competidores, a pesar de tener la ventaja de existir mayor cantidad de compradores en el medio digital, aquellos que antes consumían sólo en el mundo físico.

 

Lo realmente caótico fue para quienes sólo comunicaban y promocionaban sus productos a través de las plataformas digitales, pero para la comercialización tenían el comercio físico, donde los usuarios podían ver, tocar, probar los productos.

 

Es importante tener en cuenta que, en un medio tan abarrotado de ofertas, donde el usuario está más informado y tiene mayor posibilidad de elección, como es el medio digital, la diferenciación es el elemento imprescindible, que nos va a ayudar a destacarnos de la competencia.

 

Por ejemplo, si nos ponemos a navegar por Instagram, vemos decenas de marcas que venden exactamente el mismo producto, al mismo valor, con las mismas condiciones de pago. Entonces ¿qué es lo que hace que un cliente compre los productos de una marca o de la otra? La respuesta a esto es: propuesta única de valor. Es decir, ese valor (no económico) diferencial que una marca brinda a su cliente. Puede ser la atención, la personalización, la posibilidad de que puedan devolver o cambiar sin costo adicional, el delivery sin cargo, el regalito extra que va en el paquete, etc. El abanico de posibilidades es grande cuando la creatividad entra en juego.

 

Ingresando a la nueva normalidad

 

Debemos ser conscientes de que el cambio ya comenzó. Pero no ahora, sino hace varios años. Hay quienes no lo quisieron ver, hay quienes habían comenzado el proceso de transformación y, por la contingencia, debieron acelerarlo.

 

Lo importante es que el cambio empezó, de forma forzada pero empezó en fin. De ahora en adelante, quienes ingresaron al mundo digital, tienen que saber que, una vez levantada la cuarentena, es muy importante seguir con esta metodología.

 

Este es el momento para ir readaptando los planes de comunicación, marketing y ventas. Es el momento de planificar para mañana. De conocer y aprender con la experiencia del día a día. Está en cada uno el poder adaptarse al cambio. Somos neuroplásticos desde que nacemos hasta el último día de nuestras vidas, entonces, si nuestro cerebro tiene la capacidad de modelarse y adaptarse a los nuevos contextos para sobrevivir, ¿por qué no podríamos hacerlo con nuestros negocios? Aquí se trata de distinguirse o extinguirse. Recordemos que el que es uno más, es uno menos.


 

Esp. Alejandra Laborda Unzueta

Co-Founder

Marketing Estratégico & Creatividad

Author


Avatar